Search
  • ARAAC EEUU

De la restitución a las respuestas


Una comunidad de 1.300 habitantes afectada por el conflicto armado en el Norte del Cauca, mejora sus condiciones de vida tras fallo de restitución y apoyo del Gobierno municipal.

Por: Vivana Álvarez

En la vereda Lomitas, en zona rural del municipio de Santander de Quilichao, el paramilitarismo fue especialmente despiadado con sus pobladores. Allí, la mayoría de sus 1.300 habitantes son afrodescendientes quese dedicaban al cultivo de alimentos en fincas integrales. Era una población tranquila y autosuficiente.

En el 2000 llegó el grupo paramilitar Autodefensas Unidas de Colombia (AUC), que utilizaron el pueblo como una base, despojando a muchas personas de sus tierras y estableciendo en ellas campos de entrenamiento. Los paramilitares utilizaron la Casa Comunal como sala de interrogación y tortura para personas acusadas de ser infiltradas de la guerrilla. Durante años, el pueblo era la sede de actos atroces.

“Nuestro pueblo fue utilizado como una cárcel, aquí torturaban a las víctimas de otros municipios, hasta que confesaran. Luego, las mataban y las arrojaban al río Cauca. Se oían los gritos de la gente pidiendo ayuda. En las playas del río se encontraban cuerpos todos los días” cuenta Lorenzo Mosquera, líder comunitario de Lomitas.

Los pobladores trataron de resistir. Sin embargo, al ver que el panorama recrudecía, muchos dejaron sus tierras y buscaron refugio en casa de familiares o incluso lejos de su país. Con tristeza, Lorenzo Mosquera y su familia de 23 personas acudieron al Gobierno de Brasil, que les ofrecióasilo como refugiados.

Mosquera nunca perdió el contacto con sus vecinos en Lomitas, y en el 2008, después de tres años de vivir en Brasil, el llamado de la tierra y sus raíces hicieron que Lorenzo volviera a Lomitas para encontrarse con la sorpresa que su predio y el de sus familiares estaba invadido por terratenientes cultivadores de caña de azúcar.

Un 80% de las tierras de Lomitas quedaron en las manos de cuatro o cinco empresas que entraron a la zona por medio de intermediarios que ofrecían precios bajos a los campesinos que estaban desesperados por salir de allí. Estas empresas también cultivaron las tierras que estaban presuntamente abandonadas. A su vez, la empresa de energía local desmontó la red eléctrica sin contar con la autorización de la comunidad.

“Nos sentíamos invadidos y pisoteados, se produjo una especie de despojo legal con estas prácticas comerciales. Aquí no había caña, vivíamos en fincas sostenibles en lo relacionado con la alimentación,” expresó Mosquera.

En 2012, Lorenzo inició la lucha por recuperar su tierra conel acompañamiento de la Unidad de Restitución de Tierras.Por fin, en 2015, un juez de restitución emitió una sentencia a favor de Lorenzo y cinco familias. En el fallo quedaron estipuladas medidas de reparación que buscan el beneficio general de la comunidad de Lomitas, y que deben ser implementadas por el municipio y otras entidades competentes. Desde entonces, otras 22 sentencias de restitución se han emitido en la comunidad de Lomitas.

LA FASE DE POSFALLO

En el 2016, el Programa de Tierras y Desarrollo Rural de USAID comenzó a brindar apoyo en la vereda a través de la articulación de las entidades competentes para dar cumplimiento a parte de las medidas de reparación otorgadas en la sentencia.

En conjunto con la Alcaldía de Santander de Quilichao, sefortaleció el Subcomité de Restitución de Tierras, espaciodesignado para apoyar el cumplimiento de las sentencias de restitución. USAID apoyó este espacio dejando una guía para la atención a futuras sentencias en la región. El seguimiento a las sentencias por medio del Subcomité en Lomitas ha sido vital para la comunidad.

“El Programa ha sido la entidad que ha materializado los parámetros de cómo ir paso a paso para poder cumplir las sentencias. El tema de la restitución es nuevo para todos y nos faltaba dirección. Digamos que USAID ha sido como unángel guardián,” aseveró Diego López, Secretario de Gobierno del municipio de Santander de Quilichao.

Juntos han desarrollado y ejecutado una parte de las medidas colectivas e individuales estipuladas en la sentencia.Después de dos largos años, el municipio construyó unparque infantil, formalizó el predio de la cancha de futbolpara la comunidad e impulsó proyectos agrícolas basándose en la variedad de productos y no en un solo tipo de cultivo.

En octubre de 2016, USAID y el municipio coordinaron una feria de servicios en la comunidad a la cual se convocaronentidades de salud para la vacunación de niños y adultos, servicios de odontología, entidades financieras para que brindaran su oferta de financiamiento, entre otros.

Planes de Acción Territorial 8 US$335000

Por medio del apoyo de USAID, se destinarán $975 millones de pesos (US$335.000) para el Plan de Acción Territorial (PAT) de Santander de Quilichao. El PAT es un instrumentopara que los municipios y departamentos incluyan medidas de prevención, asistencia, atención y reparación integral de las víctimas en sus Planes de Desarrollo. Se espera que el municipio destine una parte de estos recursos para que sean ejecutados en las 23 sentencias de restitución de Lomitas, entre ellas la de la familia Mosquera.

El apoyo de USAID a los gobiernos municipales y departamentales para la formulación e inclusión de líneas de reparación para víctimas restituidas en los PAT, ha resultado en la asignación de más de $15 mil millones de pesos para dos Planes Departamentales y diez Planes Municipales en laszonas de cobertura del Programa.

Con este panorama, para Lorenzo la lucha aún no termina, se levanta todos los días con la fuerza para seguir trabajando por el bienestar de su familia y de su comunidad. Para él, el acompañamiento de las instituciones ha sido clave en este proceso, el cual está muy cerca de culminar.

“Afortunadamente las instituciones han intervenido para desmontar los efectos de un conflicto tan duro como el que nos ha tocado aquí.”

FIN

#LandRights #ARAAC

0 views

© 2023 by TransGlobal Connections, LLC. ARAAC EEUU

  • Twitter App Icon
  • Instagram Social Icon
  • YouTube App Icon